LA TELARAÑA: Música y catacumbas

jueves, octubre 4

Música y catacumbas


La Telaraña en El Mundo.
 
 Observo que los tres músicos callejeros que me amenizan las mañanas -y a qué volumen- han tomado conciencia de sí mismos, su audiencia o negocio, y han decidido convertirse en una auténtica banda. Hoy, al fin, los tres visten la misma camisa de franela a cuadros, como si un dinámico trío de leñadores de la trova. Es lo que suele pasar con la gente cuando se agrupa; que un buen día se miran y se gustan y se saben una unidad de destino en lo universal o transitorio, y renacen al compás de la misma sastrería, los mismos pasos marciales, la misma bandera y lengua. Esos escasos cuatro dedos rojos en la frente.
 Sólo les falta, pues, a mis músicos, darse un nombre y que les habiliten unas tablas lo más lejos posible de mi ventana. Siempre podré, con el tiempo y la añoranza, bucear en YouTube -donde si no estás, no existes: así es el patrioterismo del arte y otras patrias- y recordar que fui de los primeros en sufrirlos. Y en glosarlos, como prueban estas líneas.
 Mientras tanto, desaparecen del Colegio de Son Ferriol las cuatro horas -¡semanales!- de castellano. En Puigpunyent, para hablarlo, hay que esconderse en el patio. Pero no hay problema. Rafael Bosch está investigando el tema. Y si no, siempre nos quedarán las catacumbas.
 

 

Etiquetas:

3 Comments:

Blogger visentet said...

Cuando entenderán que ya esta bien de tanta política ??

4 de octubre de 2012, 0:42  
OpenID certeza said...

Si lo dices por lo de Wert..., ese tío cada día es más tonto.

4 de octubre de 2012, 9:29  
Blogger Juan said...

Lo de Wert es una vergüenza para Bauzá... en fin. Mañana más :-)

4 de octubre de 2012, 12:28  

Publicar un comentario

<< Home